NIVEL SECUNDARIO

NIVEL SECUNDARIO

El nivel medio del Instituto Manuel de Falla desempeña un rol decisivo en la formación integral de los jóvenes, preparándolos para la transición a la vida adulta y permitiéndoles la construcción de su propio proyecto de vida. De esta manera, podrán al mismo tiempo situarse en diversos contextos sociales y productivos y continuar su trayectoria educativa en futuras situaciones de aprendizaje durante toda su vida.
La institución cuenta con dos ofertas educativas:
Técnico en Programación (siete años).
Bachiller con orientación en educación física (seis años).
Para poder lograr esta formación, la institución produce acciones didácticas pedagógicas que abarcan, en cuatro campos perfectamente articulados y orientados, un conjunto de capacidades que le permiten al alumno construir su proyecto de vida.

  • Función formativa: para continuar, profundizar y articular los conocimientos adquiridos en los ciclos formativos anteriores.
  • Función ética y ciudadana: para brindar a los estudiantes una formación que profundice y desarrolle valores y competencias vinculadas con la elaboración de proyectos personales de vida y con la integración a la sociedad como personas responsables, críticas y solidarias.
  • Función propedéutica: para orientar y preparar a los / las estudiantes hacia la prosecución de cualquier tipo de estudios superiores, desarrollando capacidades permanentes de aprendizaje.
  • Función de preparación para la vida productiva: para ofrecer a los / las estudiantes una orientación hacia amplios campos del mundo del trabajo, fortaleciendo las competencias que les permitan adaptarse flexiblemente a sus cambios y aprovechar sus posibilidades.

TÉCNICO EN PROGRAMACIÓN

La difusión de las nuevas tecnologías informáticas en los más diversos ámbitos del sector productivo y la sucesión de cambios tecnológicos que dan origen a generaciones de nuevos productos, cada vez más sofisticados y versátiles, abren un amplio campo de trabajo para el Técnico en Programación.
Su formación es para, saber hacer y saber ser, dentro del sector profesional de la Informática. Se articula en torno a núcleos curriculares comunes y orientados, a partir de las demandas socio-productivas del sector y la realidad del medio industrial y de servicios.
El Técnico en Programación estará capacitado para desarrollar aplicaciones y softwares, las que se organizan en los subprocesos de análisis, diseño, producción y verificación de aplicaciones y productos informáticos para ser implementados en las áreas de: administración, comunicación, robótica, domótica y mecanizados industriales. Para ello integra técnicas y conocimientos tecnológicos específicos: modelización de datos, procesos y flujos de información, elaboración de guías, manuales y documentación, en el marco de un equipo de trabajo organizado por proyecto.

BACHILLER CON ORIENTACIÓN EN EDUCACIÓN FÍSICA

La orientación en Educación Física se implementa a partir de prácticas culturales en las que se encuentran contenidas las experiencias corporales, ludomotrices, expresivas y deportivas, incluyendo aquellas de carácter emergente, propias de las nuevas culturas juveniles.
Prácticas que tienen que ver con la naturaleza de ciertas configuraciones de movimiento como lo son los deportes, la gimnasia, la vida en la naturaleza, los juegos motores y la danza, entre otras.
Sus actividades cubren los siguientes objetivos:

  • Profundizar las prácticas corporales, ludomotrices, deportivas y expresivas aprendidas junto a la apropiación de aquellas que no hayan experimentado previamente, analizando y comprendiendo sus lógicas, sus elementos constitutivos y su desarrollo en diferentes ambientes.
  • Reconocer los conceptos propios del campo para fundamentar y analizar críticamente las prácticas corporales, ludomotrices, deportivas y expresivas, con capacidad argumentativa, utilizando vocabulario disciplinar.
  • Experimentar, recrear y valorar las prácticas corporales, ludomotrices, deportivas y expresivas de la cultura popular urbana y rural, del medio local y regional -en particular, juegos populares, tradicionales, autóctonos y de otras culturas- poniéndolos en práctica en espacios sociales.
  • Expresar, valorar y respetar saberes motrices singulares, propios y de los otros, atendiendo a las diversidades -entre ellas las de género-, en el marco de la construcción compartida de prácticas escolares en las que estos saberes se pongan en acto.
  • Reconocer y expresar, a partir de sus posibilidades, individual y grupalmente, y mediante distintos lenguajes, las emociones y sentimientos.
  • Diseñar, organizar, planear y puesta en práctica de actividades corporales y motrices en proyectos sociocomunitarios, teniendo en cuenta las necesidades sociales y su satisfacción, en un marco de realización personal y colectiva.

INSTALACIONES

FOTOS y VIDEOS

ADMISIONES

Descargá los formularios necesarios para la inscripción y admisión de los alumnos.